Atentado en la zona 6 en Guatemala, otro fracaso de la llamada “protección de cerca”

Atentado zona 6 Guatemala Seguridad Privada

Cuando ocurre algún atentado, cuyas grabaciones lleguen a circular en las redes sociales, se genera una gran cantidad de comentarios en donde los inexpertos siempre analizan únicamente el momento de la agresión, mientras que los especialistas se enfocan en los minutos, las horas e inclusive los meses antes de que el ataque ocurra.

Esto se vio la mañana del pasado jueves 2 de diciembre en el boulevard Buganvilias, en la zona 6 de la Ciudad de Guatemala, cuando varios hombres armados descendieron de un vehículo sedán y dispararon en contra de un empresario y tres de sus escoltas, mientras circulaban en una camioneta pickup color dorado. No se observó que ningún agente de seguridad repeliera la agresión. Un protector perdió la vida, mientras que el ejecutivo, quien aparentemente conducía el vehículo, y otros dos escoltas resultaron heridos.

Este es un claro ejemplo en donde se cuenta con los recursos suficientes, pero se carece totalmente de conocimientos y estrategias, lo cual, en la protección ejecutiva, cuesta vidas. No me voy a enfocar en lo ocurrido durante el ataque , ni en las acciones tomadas o en las rutas elegidas, puesto que ya fue comentado de sobra, más bien me iré sobre los errores estratégicos y conceptuales.

1. Como lo hemos dicho varias veces, la base de la seguridad en los traslados no son las armas, sino los vehículos blindados, aquellos que nos permiten reducir la vulnerabilidad del ejecutivo al riesgo; los cuales, en este caso, hubieran sido de mucha utilidad durante el ataque.

2. De acuerdo con las versiones periodísticas, fue el ejecutivo quien manejaba la unidad, lo que es, desde luego, un error grave. En un esquema de seguridad, es un agente de protección quien debe conducir el vehículo, estando el mismo debidamente entrenado para saber qué hacer antes, durante y después de una agresión.

3. En este caso, se optó por el obsoleto concepto de “protección de cerca”, donde el ejecutivo se rodea de agentes de seguridad que se proponen responder a las agresiones a un lado del protegido cuando el ataque ya está encima, lo cual pone en gran peligro a todos. Los nefastos resultados de este arcaico concepto son evidentes en este atentado.

Versus esta inútil estrategia, tenemos el concepto de protección anticipada, el cual tiene como propósito desactivar los ataques en sus fases de preparación, lejos del ejecutivo en tiempo y espacio, lo que pudo haberse logrado en este caso con los recursos existentes si los protectores hubieran tenido el conocimiento suficiente para aplicar este esquema. En lugar de rodear al ejecutivo con tres escoltas, que finalmente no lograron hacer nada, se les hubiera capacitado para realizar tareas distintas y específicas. Tales se describen en seguida:

Escolta 1. Actividades de contravigilancia. Antes de un ataque, los criminales siempre observan a su víctima durante los meses previos. Esto lo pudimos confirmar en los atentados que han ocurrido en México en los últimos años como el perpetrado en contra del cardenal Norberto Rivera, el del jefe de la Policía de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, o el ataque en contra del empresario restaurantero Eduardo Beaven, entre otros. En el caso del atentado del pasado jueves, también fue evidente la carencia de contravigilancia, ya que los agresores conocían perfectamente la ruta y sus debilidades. Un agente trabajando en contravigilancia hubiera detectado y desactivado oportunamente el ataque meses antes de que ocurriera.

Escolta 2. Tareas de alerta temprana. El vehículo de los agresores no pudo salir “mágicamente” de la nada, sino que estaba resguardado en un lugar estratégico a lo largo de la ruta, o bien siguió al ejecutivo desde un punto específico. La alerta temprana, para la cual las motocicletas son muy favorables, detecta esta actividad minutos y, a veces, hasta horas antes del ataque; avisa oportunamente, con el objetivo de que el ejecutivo no caiga en la trampa, o bien se desvíe al punto de apoyo previamente elegido. Esto te explicamos en el siguiente video:

Finalmente, si todo esto falla y el ataque eventualmente ocurre, los agentes de contravigilancia y alerta temprana, de acuerdo con el plan operativo establecido, y actuando como “agentes sombra”, podrían desde el segundo círculo sorprender de diferentes formas a los agresores, elevando así la posibilidad de que el ejecutivo salga con vida del ataque. Esto lo explicamos en el siguiente video:

Escolta 3. Su tarea consiste en conducir el vehículo blindado y reaccionar apropiadamente en el caso de algún ataque, de acuerdo con su entrenamiento.

Como podemos ver, los recursos existentes pudieron haber sido utilizados de una manera mucho más eficaz tanto para evitar el ataque como para actuar de una forma más efectiva si este ocurra. Es apremiante sustituir el nefasto concepto de “protección de cerca” por las operaciones de protección anticipada para salvar las vidas tanto de los protegidos como de sus protectores.

Ivan Ivanovich

CEO de AGS Group

autor del libro Protección Ejecutiva en el siglo XXI: La nueva doctrina.

Representante IBSSA en México (Internacional Bodyguard and Security Services Association).

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

TE RECOMENDAMOS

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Escoltas armados en eventos públicos: en Argentina, amenazan, pero en México, disparan.

Escoltas armados en eventos públicos: en Argentina, amenazan, pero en México, disparan.

Me considero escéptico en cuanto al uso de armas en la protección ejecutiva, no porque piense que no sirvan, sino...

by AGS Group
Atentado en la zona 6 en Guatemala, otro fracaso de la llamada “protección de cerca”

Atentado en la zona 6 en Guatemala, otro fracaso de la llamada “protección de cerca”

Cuando ocurre algún atentado, cuyas grabaciones lleguen a circular en las redes sociales, se genera una gran cantidad de comentarios...

by AGS Group
Muere escolta en Metepec durante balacera; otra vez las “costuras”

Muere escolta en Metepec durante balacera; otra vez las “costuras”

Los ejecutivos frecuentemente piensan que, al ser acompañados por un escolta armado, serán protegidos mágicamente y que, por lo tanto,...

by AGS Group
Los tres grandes problemas de la disuasión en la Protección Ejecutiva

Los tres grandes problemas de la disuasión en la Protección Ejecutiva

La disuasión, sin duda, fue uno de los pilares de la protección ejecutiva tradicional. Armas, patrullas y numerosos agentes intimidantes...

by AGS Group
Medidas más usadas en la protección ejecutiva no reducen significativamente los riesgos

Medidas más usadas en la protección ejecutiva no reducen significativamente los riesgos

Si alguien intentara vender dos llantas y un volante como si fuera un vehículo completo, seguramente se convertiría en objeto...

by Ivan Ivanovich
¿Qué es la protección ejecutiva?

¿Qué es la protección ejecutiva?

La protección ejecutiva es un sistema; un conjunto de medidas que tiene como objetivo reducir significativamente la exposición del protegido...

by Ivan Ivanovich

Rellena el formulario y pronto te contactaremos

Abrir chat
1
¿Necesitas Ayuda?
Hola
¿En qué podemos ayudarte?